Nepal 25 diciembre 2004

sadujpg.bmp

Pokhara es una bonita ciudad, pequena como un pueblecito. Rodeada de
montanas (Anapurna) y en el centro un gran lago donde se puede tomar una
barca para tomar el tibio sol de la manana. La temperatura es de 15max. y
4min. Estamos solo a 900m. y pensando en que trek vamos hacer. La gente de
Nepal aunque tambien son hinduistas no tienen nada que ver con los indios.
Aqui la gente es muy amable y simpatica, se nos acercan a preguntar de donde
somos, donde venimos sin ninguna otra intencion que la mera curiosidad. Me
gusta la fisonomia de la gente, entre el indio y el chino. Morenos de tez y
ojos rasgados. La gente aqui es moderna, escuchan musica occidental, no se
intuye el sistema de castas, las mujeres fuman, van a los bares,
restaurantes y se relacionan con normalidad con los hombres. En estas fechas
hay pocos turistas, unas 100 personas europeas, no solo por las navidades
sino tambien por el conflicto maoista. El rey actual asesino al antiguo rey
y a toda su familia y se proclamo a si mismo «emperador» de estas tierras.
El movimiento maoista que comenzo en 1996 tambien esta en contra del regimen
actual y se dedican a poner bombas y matar militares. Las calles de Pokhara
como todo Nepal, estan tomadas por los militares. Garitas de militares,
atrincherados con sacos de arena y rodeados de alambre de espino hay en cada
esquina. Los controles a los ciudadanos y los vehiculos estan dentro de la
cotidianidad de la gente. Ayer, dia de noche buena cuando me disponia a
bajar al pueblo, escuche unos disparos. Los maoistan acababan de matar a un
militar y herir a dos civiles. Habian secuestrado a dos taxistas y se dieron
a la fuga en ambos vehiculos. Casualidad de la vida, que iba yo caminando
tranquila a rentar una bicicleta cuando un furgon militar paro en el camino,
bajaron los militares y sin mediar palabra se liaron alli mismo a tiros. Yo
no vi a nadie sospechosos huyendo. Las gentes que transitaban el camino
corrienron hacia sus casas. Yo flipando y sin pensarmelo dos veces me meti
en una de esas casas. Era una familia tipica Nepalesa, el padre, la madre, 3
hijos entre los 14 y 18 anos, 1 hija y un par de pequenos de 6-7 anos.
Cerramos toda la casa, bajamos una persiana metalica que cubria la puerta y
nos escondimos todos en la cocina detras de una estanteria. Ellos no
hablaban ingles. A mi me dio la desesperacion, me parecia estar sonando,
hacia 5 minutos estaba un grupo de militares pegando tiros a mi lado????!!!!
Increible. La hija me dio la mano y me sonrio. Good, good. Era lo unico que
me sabian decir. Los pequenos acostumbrados a este tipo de tragedias y sin
sentir el peligro que corrian jugaban tranquilamente a pegarse tiras y
gritar: Maoist! tirandose por el suelo y haciendose los muertos. Una media
hora despues abrimos la puerta de la casa. Los militares seguian alli fuera,
buscando maoistas entre los matorrales del camino. Llego un muchacho aleman
y rento una bicicleta para llegar al pueblo. Le pregunte si habia peligro de
ir por la carretera y me dijo que no sabia, pero que el iba a acercarse al
pueblo. Fuimos juntos. Todo el camino lleno de tanquetas militares, las
gentes unos furiosos, otros de rostros espectantes abarrotaban los bordes
del camino. Helicopteros volaban bajo buscando desde las alturas a los dos
fugitivos. Llegue a Internet y me conecte al messenger para hablar con mis
padres, pero la linea esta cortada. No les podia contar nada, de todos modos, les daria la noche buena. Una hora despues
me puse a buscar a Frederic y Ramon por el pueblo, pero ni rastro de ellos.
Debian haber regresado ya a la casa. El camino a casa dista unos 2 km desde
el pueblo. Mierda de tener que volver sola, andando de noche, con maoistas y
militares locos, que de momento para mi son lo mismo, representando su papel
de heroes y villanos. Llegue a casa y Ramon, Frederic y yo nos volvimos a
bajar un par de horas mas tarde al pueblo a cenar. El ambiente ya estaba
tranquilo, solo que mas militares pululaban, desconfiados y agarrando con
fuerza sus metralletas, mirando inquietos a las sombras del camino. Cenamos
agradable en un restaurante, nos entregamos los regalos que nos habiamos
comprado de navidad. Libros, un tripode, brujulas para Ramon. CD’s, cuaderno
y camiseta para Frederic. Gorrito, falda y CD’s para mi. Luego fuimos a
tomar unas copas y ya no muy tarde de regreso a la casa. Esta manana nos
hemos levantado temprano, hemos rentado unas bicicletas y nos hemos ido, en
direccion contraria al pueblo por el camino que recorre el lago. Es
asombroso ver la cantidad de hombres y sobre todo mujeres que transportan
grandes balas de paja sobre sus espaldas , sujetadas por una cuerda a la
frente, durante km y km. Ejercito humano de hormigas laboriosas, que no
pierden el encanto y la sonrisa de saludar un alegre NAMASTE! cuando nos las
vamos encontrando. Hordad de chiquillos salen a jugar al camino y nos
persiguen vacilantes, estirando las manitas para saludarnos en ingles,
Hello, hello…how are youuuuuuu?nepal2jpg.bmp

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s