India 13 octubre 2004

Mujeres desde mi ventanaLa noche del viaje la pase sin dormir, atacada de los nervios
y lloriqueando en casa de Fidalgo y Pedro en el barrio de la Latina de Madrid. Hasta entonces habia sido la ayudante de direccion de algunos teatros de la ciudad, a partir de ahora no tenia muy claro quien iba a ser. Llegue a eso de las 6 de la manana al aeropuerto de Barajas
y conoci a un chico, Jesus, era el unico espanol que viajaria ese dia junto
conmigo a India. El iba a Bombay para dos meses me conto. Estuvimos
charlando todo el viaje, lo que fue un desahogo ya que el viaje fue bastante
pesadito. ((((perdonar que os escriba sin acentos y sin n de manana, aqui no
hay)))) Cuando aterrizamos en el aeropuerto de Bombay me dio un vuelco el corazon, arriba desde el cielo, podia ver esa ciudad inquietante, grandisima
de 16 millones de personas como una joya de cuentas desbrazadas, con todas
sus bombillas y segun descendiamos, vi las vaquitas por los suelos de las
calles. Eran las 00.30 de la noche y tenia una espera de 6 horas en un
aeropuerto para coger mi siguiente vuelo destino a Jaipur. En este
aeropuerto conoci a Marie, una chica francesa, es su primera vez y su primer
dia en India, ella se dirigia para Cochin. Salimos fuera a la calle a fumar
unos cigarrillos. La humedad del ambiente es sofocante aqui en Mumbay, me
recuerda el invernadero de la estacion de trenes de Atocha en Madrid pero a
lo bestia. Estamos tranquilamente sentadas en el suelo, cuando aparecen unos
9 perros asalvajados, se empiezan a arremolinar junto a nosotras y empiezan
a morderse. Aqui los perros estan hechos polvo, miles de heridas, garrapatas
y demas parasitos. Nos levantamos corriendo, Marie me coge el brazo y me
aprieta fuerte. Has visto la gente que duerme en los wc?, me susurra como si
alguien fuera a oirnos. La miro y me rio para tranquilizarla, pues ya veras
los que duermen encima de los techos de los coches…en las mesas de los
restaurantes, las aceras…
En el avion hacia Jaipur soy la unica persona europea que viaja. Asi que
mucha gente viene a saludarme a mi asiento y me dan la bienvenida a la
India. Les doy la mano, ellos me la estrechan fuertemente mientras no dejan
de mover la cabeza de derecha a izquierda y de izquierda a derecha para
darme su aprobacion. Las mujeres se limitan a sonreirme mostrandome sus
dentaduras blancas que resaltan sobre sus rostros morenos. Hay un tipo que
se parece bastante al portero de una serie televisiva en Espana. No me quita el ojo de encima, me
mira y se rie y provoca que a mi me entre la risa tb y no le quiero mirar, aunque no lo puedo evitar porque lo tengo
sentado enfrente. Yo no sabia que antes de llegar a Jaipur haciamos una
parada en otra ciudad, Udaipur. La pista de aterrizaje de este aeropuerto es
una minuscula fraccion de tierra asfaltada dentro de un campo de patatas. El avion se tira en picado sobre ella y me llevo un suso de muerto por la brusquedad de la extraña maniobra. Un mecanico sube al avion y le da al piloto una especie de herramienta, una llave inglesa enorme. Oigo como la hace martillear sobre el panel de control a cigas y a locas y luego  se
baja, revisa el motor y nos saluda con la mano, pulgar arriba y nos indica
con gestos que nos vayamos. Continuamos volando hasta llegar a Jaipur. En Jaipur nada mas bajar del avion paso un control aduanero en unas mesas de plastico con sombrillas de playa. Me dirijo a un ritchao (taxis motocarros deIndia) pacto 150 rupies por un trayecto de 23 km.hasta el Evergreen guest room. Cuando me subo al ritchao, vienen mas taxistas acompanados del mio a
verme. Porque tienes ese pelo? De donde eres? Ese corte de pelo es muy
bonito pareces una guerrera!!! (Mi pelo es corto por delante y bastante largo por detras) Uno de ellos me pide un cigarrillo, se lo
entrego y se empena en regalarme una caja de cerillas. Le digo que no hace
falta que tengo mechero, pero los Indios la mayoria de las veces tienen que
devolver el favor que tu les haces. Las calles de Jaipur lo poco que he
visto, estan destrozadas, una gran avenida une el aeropuerto con el centro
de la ciudad. Avenida colapsada de bicicletas, motos, coches, camellos,
vacas, carros, perros. Un ruido ensordecedor de los claxon y los motores de
los vehiculos. Todavia no entiendo como dentro de ese caos que se monta en
las calles la energia fluye y coches y peatones llegan a buen entendimiento.
En cuanto he llegado al Evergreen me he acostado a dormir y me he despertado
hace una hora, el tiempo justo para darme una ducha, comer y beberme un
cremoso lazzy (yogurt) con platano batido.

Anuncio publicitario

2 comentarios en “India 13 octubre 2004

  1. Vaya, vaya! voy a tener el infinito honor de responder a tu primer post…3 años después de tu primer viaje!!!
    enhorabuena por el blog y gracias por la inspiración. yo me vine a Inglaterra buscando ni-sabía-qué y por azares ahora he decidido emigrar unos años a Sudamérica. con suerte después me lanzaré unos meses a recorrer Asia. Blogs como el tuyo son los que mantienen esa idea viva y latente.
    sigue disfrutando y creciendo paisanica…quién sabe, a lo mejor coincidimos por la Plaza de las Flores, en un mercadillo de Sao Paolo o en Bangkok!!!
    Besotes
    Fer

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s